466. Supernovas, la mayor catástrofe del Universo

18 Abr

Un equipo japonés ha descubierto la última explosión estelar en una galaxia cercana a 35 millones de años luz.

Supernovas, la mayor catástrofe del Universo

NASA/ESA/JHU/R.SANKRIT & W.BLAIR.
Imagen reciente de los restos de la supernova 1604
Supernovas, la mayor catástrofe del Universo

R. LOSADA
Supernova en la galaxia M 65

Cada año se descubren varias decenas desupernovas, que suelen ser estrellas gigantes que una vez han llegado al final de su vida explotan repentinamente. Estas explosiones son consideradas como una de las mayores catástrofes que tienen lugar en el Universo. Una de estas supernovas ha explotado en la galaxia denominada M 65, en la constelación de Leo, se le denomina SN 2013am. Fue descubierta el 21 de marzo por M. Sugano, (Kakogawa, Hyogo-ken, Japón).

Las galaxias son un conjunto de estrellas, nebulosas y planetas que se cuentan en el Universo por más de 100.000 millones. Las galaxias menores contienen algunas decenas de miles de estrellas; las mayores más de un billón de éstas. La galaxia M 65 se sitúa a 35 millones de años luz (un año luz equivale a 9,6 billones de km). Aun así, es considerada como una galaxia cercana, forma un pequeño grupo con sus vecinas M 66 y NGC 3628. M 65 es una galaxia de forma espiral muy parecida a la Vía Láctea, nuestra galaxia.

La supernova descubierta en la galaxia M 65 fue una estrella cuya masa se calcula en 10 veces superior a nuestro Sol. Solo las estrellas muy masivas y grandes terminan sus días en una colosal explosión. Estrellas como el Sol mueren mucho más lentamente, sufriendo un proceso de decadencia. Dentro de 5.000 millones de años, nuestro Sol agotará sus reservas de hidrógeno y se hinchará, convirtiéndose en una estrella gigante roja. Se hinchará tanto que los planetas más cercanos al Sol; Mercurio, Venus, la Tierra y posiblemente Marte, quedarán dentro de nuestra estrella y será el fin. Pero ha de pasar tanto tiempo, que ninguna mente humana lo puede comprender. Mucho antes quizás habremos colonizado otros mundos, no solamente en nuestro Sistema Solar, sino algunos de los millones de planetas que se encuentran en otras estrellas y que están siendo descubiertos en la actualidad. Con respecto al Sol, solo quedará el núcleo al descubierto, del tamaño de la Tierra y a lo que denominamos una enana blanca, se irá enfriando con el paso de los millones de años hasta desaparecer.

Supernovas, la mayor catástrofe del Universo

NASA
Supernova 1006

Las supernovas son acontecimientos puntuales y colosales, difícilmente imaginables, debido a la violencia de estas explosiones. Son tan potentes y brillantes que en el año 1987 pudimos ver una a simple vista en una de las galaxias satélites de la Vía Láctea; la Gran Nube de Magallanes, una galaxia situada a 136.000 años luz del Sol. Las supernovas, en ocasiones, se hacen tan brillantes como toda una galaxia, es decir, como cien mil millones de estrellas juntas.

La supernova de la galaxia M 65 está creciendo en brillo y expandiéndose desde que fue descubierta. Ahora sólo se puede observar con potentes telescopios o con técnicas fotográficas. Esta supernova de tipo II era una solitaria y masiva estrella, que agotó sus reservas de hidrógeno, helio y otros elementos más pesados. Llega un momento en que en el núcleo de la estrella se crea hierro y níquel y ya no puede liberar más energía, al no poder convertirlos en otros elementos más pesados, pero ello es necesario para mantenerla estable.

Las estrellas se estabilizan por dos fuerzas fundamentales: una es la gravedad, que tira de toda la estrella hacia dentro, otra es la fuerza de la energía que libera hacia el exterior al convertir unos elementos químicos en otros. Ninguna de estas dos fuerzas puede fallar, de lo contrario la catástrofe está asegurada. Cuando esta energía -que hace que la estrella se dilate, en contraposición a la gravedad que hace que caiga- se detiene, la estrella se hunde en un instante, pues la gravedad gana. La presión es tal en el núcleo estelar que la temperatura aumenta hasta los 3.000 millones de grados. El hundimiento de la estrella sobre sí misma genera tal cantidad de energía que esta explota.

Convertida en un agujero negro

La explosión de una supernova no es el fin, sino el principio de nuevas generaciones de estrellas. La explosión provoca que el gas y el polvo existente entre las estrellas se comprima más rápidamente. Las estrellas nacen por la implosión de las nubes de gas y polvo. Las supernovas aceleran el proceso y además enriquecen con elementos más pesados, como el hierro a las nuevas estrellas.

Lo más probable es que la supernova 2013am se convierta poco a poco en un agujero negro, un pozo de donde nada puede escapar por muy veloz que sea, ni tan siquiera la luz cuya velocidad es de 300.000 km/s. El núcleo de lo que fuera una gigantesca estrella colapsará y se reducirá prácticamente a nada, pero con una masa varias veces la del Sol la fuerza de la gravedad será tan intensa que podrá engullir planetas y estrellas.

Supernovas observadas a simple vista

M. GILARTE
A pesar de que existen tantas estrellas en nuestra galaxia, una supernova por término medio estalla al cabo de varios cientos de años. Se han visto en la antigüedad, y algunas de ellas se podían ver a simple vista en pleno día. Algunas de las supernovas que se han observadas a simple vista en nuestra galaxia son:
-Supernova del año 1006. Se trata del acontecimiento más grandioso visible a simple vista en el firmamento y en la historia de la humanidad. En plena noche lucía con el brillo de media Luna y según los testigos, los objetos proyectaban sombras en la noche.
-Supernova del año 1054. Fue observada en plena luz del día durante más de un año.
-Supernova del año 1181. Visible en la noche durante 185 días.
-Supernova del año 1572. Brillaba tanto como el planeta Venus (el tercer objeto más brillante del cielo tras el Sol y la Luna) y se pudo ver durante casi cinco meses.
-Supernova del año 1604. Se hizo más brillante que cualquier estrella del firmamento, pero menos brillante que el planeta Venus.
Miguel Gilarte Fernández es director del Observatorio Astronómico de Almadén de la Plata (Sevilla) y presidente de la Asociación Astronómica de España.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: