455. Pon nombre a un planeta por menos de cuatro euros

16 Abr

La Unión Astronómica Internacional denuncia la existencia de prácticas «engañosas» después de que una organización haya promovido un concurso de pago para bautizar al exoplaneta más cercano.

Pon nombre a un planeta por menos de cuatro euros

IAU
Recreación artística de un exoplaneta visto desde su luna

La Unión Astronómica Internacional (IAU), la organización encargada de «bautizar» oficialmente a los planetas y otros objetos celestes, ha denunciado públicamente la existencia de procesos «engañosos» para poner nombre a nuevos mundos. Los astrónomos subrayan la importancia de contar con un procedimiento de nomenclatura unificada, algo que todos los científicos del mundo puedan entender claramente sea cual sea su idioma.

La reacción de la IAU viene motivada por la presencia en internet de un concurso, «The Uwingu People’s Choice», en el que la gente puede votar un nombre para el mundo descubierto alrededor de Alpha Centauri, el exoplaneta más cercano que se conoce. Proponer un nombre cuesta 4,99 dólares (cerca de 4 euros) y votar por uno de la lista 0,99 dólares (menos de un euro). A cambio, el comprador recibe un certificado que conmemora la validez y credibilidad de la nominación. Se supone que el dinero va destinado a una fundación denominada Uwingu para promover la investigación científica.

La IAU asegura que estos certificados «son engañosos, ya que estas campañas no tienen relación con el proceso oficial de los nombres». El nombre resultante «no será el oficialmente reconocido, a pesar del precio pagado o del número de votos acumulados», insisten.

Tras el descubrimiento, los exoplanetas y otros objetos astronómicos reciben designaciones inequívocas dentro de un catálogo oficial. Los astrónomos reconocen que nombres de exoplanetas como 16 Cygni Bb o HD 41004 Ab pueden parecer aburridos, especialmente si se comparan con los sonoros nombres de los planetas de nuestro propio Sistema Solar, pero debido al gran número de objetos en nuestro universo -galaxias, estrellas y planetas, por nombrar solo unos pocos- un sistema claro y sistemático para nombrar estos objetos es vital. «Cualquier sistema de nombres es una cuestión científica que también tiene que funcionar a través de diferentes lenguas y culturas con el fin de apoyar la colaboración de la investigación en todo el mundo y evitar confusiones», advierten.

Esto resulta especialmente importante si se tiene en cuenta que hasta la fecha se han encontrado más de 800 planetas fuera nuestro sistema, con miles de candidatos más a la espera de ser confirmados. Y lo que queda por venir…

Denominación popular

Sin embargo, los organizadores del concurso -que además lo han prolongado otra semana, hasta el 22 de abril- aseguran que la Unión Astronómica Internacional no tiene derecho a controlar la denominación popular de los cuerpos en el cielo, «al igual que los geógrafos no tienen competencia para controlar el nombre que las personas dan a algunos lugares en rutas de senderismo». Los nombres informales de objetos astronómicos «son comunes, como La Vía Láctea», dicen. «La estrella Polaris también es conocida por los astrónomos y el público como la Estrella del Norte, Alpha Ursae Minoris, HD 8890, HIP 11767, SAO 308… y otra docena más de designaciones». También señalan que, en ocasiones, los astrónomos bautizan los objetos sin pasar por IAU.

Respecto al hecho de cobrar por la nominación y el voto, la fundación Uwingu dice que espera recaudar más fondos de esa manera para entregarlos a investigadores espaciales y educadores. La IAU «se desvincula totalmente» de la práctica comercial de venta de nombres de planetas, estrellas o incluso «bienes inmuebles» en otros mundos o lunas.

Nombres más populares

La Unión Astronómica Internacional está muy pendiente de que los nombres que reciben los objetos astronómicos tengan una razón científica, pero también reconoce la necesidad de conectar con el público. Por ese motivo, este año estudiará la posibilidad deponer nombres más populares a planetas extrasolares. Los resultados se harán públicos en la web de la IAU. Mientras tanto, anima a los astrónomos y a los ciudadanos en general a seguir usando la nomenclatura existente aceptada, cuyos detalles se pueden encontrar aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: